sábado, 24 de diciembre de 2011

El subconsciente

Últimamente estoy un poco preocupada porque, en mi prácticamente recién estrenada veintena, tengo la sensación de que ya se me empiezan a olvidar cosas. ¿Será amnesia? ¿Será alzheimer? Supermán no lo quiera. Pero es que a veces, y a pesar de estar muy desvinculada de mi propio pasado, las circunstancias te llevan a intentar recordar alguna cosa. Y no hay manera. Está oscuro.


Y mira que yo tengo una buena memoria para lo que me apetece. Pero son cosas que yo misma he vivido, y lo sé, y es como si se las hubieran llevado. El cerebro tiene mecanismos muy extraños y los recuerdos traumáticos, dicen, los va borrando para evitarnos sufrimientos futuros. ¿Será que voy al revés? Yo recuerdo episodios traumáticos como si los hubiera visto en el cine, pero esos buenos momentos se me han extraviado...

Y hoy, mientras tenía pesadillas por segunda noche consecutiva, han aflorado a la superficie recuerdos que creía totalmente perdidos en medio del mar. Fechas de cumpleaños, nombres, frases, costumbres de antaño... Me he despertado con una sensación extraña, como si me hubieran catapultado en el calendario a otro año (ojito, acabo de rimar tres frases, ¿se estará despertando mi capacidad latente de rapeo?).


El subconsciente, es lo que venía a decir, está siempre ahí, es como una línea recta infinita que no cambiará de rumbo por mucho que haya altibajos, cambios de color en el wallpaper de la mente.

PD: la parte de la pesadilla en la que "preveía" el futuro y suspendía mi examen de derecho la voy a ignorar :P

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Espero que a pesar de tu alzheimer prematuro no hayas olvidado aquellos buenos momentos patrocinados por el Tito Remes, o que tu cerebro los haya considerado traumáticos, para almacenarlos en tus neuronas para siempre.
Curiosas las reflexiones de este blog que acabo de descubrir y que intentaré visitar de vez en cuando para mantenerme informado de los altibajos y cambios del color del wallpaper en la vida de una de mis rutibéricas favoritas.
Agur!

imperfecta dijo...

Oye! se te ha olvidado decir quién eres, rutibérico misterioso! :P

Se ha producido un error en este gadget.