miércoles, 26 de octubre de 2011

Chutes de economía

En apenas 24 horas he recibido dos chutes de economía en pequeñas dosis. Eso sí, de "camellos" diferentes, así que cada una de sus conclusiones también lo ha sido. Por un lado, hablaré de la conferencia de Francisco Álvarez de ayer en el Instituto Francés de Valencia. Y por otro, del acto inaugural del Máster de Estudios internacionales y de la UE, pronunciado por Carlo Cottarelli, miembro del FMI.

Álvarez se dirigía ayer a un público muy heterogéneo, formado por todos los grupos de edad (más mayores que jóvenes, aún así) y con un vocabulario sencillo y sin tecnicismos de la jerga económica. Su exposición se centró en explicar en qué consiste el modelo económico vigente que nos ha llevado a la crisis. En pocas palabras, se trata de un modelo de crecimiento infinito que no tiene muy en cuenta que nuestro planeta y sus posibilidades son finitas. Eso ha llevado al incremento de desigualdades sociales, la ausencia de inversiones productivas y otras externalidades negativas. ¿Y la alternativa a este sistema? Eso, amigos, aún está por inventarse... y mientras cientos o miles de economistas aportan ideas en organismos como el FMI, el BCE o la Reserva Federal que al final no consiguen objetivos de sostenibilidad, las perspectivas de futuro no son muy alentadoras. Eso sí, a corto plazo deberíamos mimar la educación, no recortarla.

Por otro lado, esta mañana y en un inglés no muy fácil de entender -y la aquí escribiente, que no quiere echarse flores, tiene cierto nivel- Carlo Cottarelli, director de finanzas del FMI, explicaba desde otro punto de vista, y en términos más técnicos, la coyuntura que vivimos. Esencialmente ha analizado la evolución del déficit y la deuda pública de las grandes potencias, que alcanzan altos niveles. Ha destacado la mayor vulnerabilidad a la presión de los mercados de la zona euro, mientras que Estados Unidos y Japón se mantienen más estables; y los motivos para ello proceden de la financiación de su deuda pública. Cuanto más inversor extranjero la compre, más volatilidad y más riesgo de caída. Pero sobre todo, ha llamado la atención su insistencia en que es necesario el crecimiento para sostener el sistema fiscal, para lo que son necesarios ajustes, básicamente, en todos los países que ha nombrado.

Así pues, vemos que una de las dosis apostaba por un sistema alternativo y cierto decrecimiento para llegar a un mundo sostenible, y otra apostaba por la necesaria recuperación del crecimiento para volver a engrasar los mecanismos del motor capitalista dominante. En ambos casos, al final, ha habido una pequeña intervención ciudadana: Álvarez permitió un turno de preguntas respetuoso (que incluyó una invitación a la rebelión al estilo 15M) y aunque al final de la intervención de Cottarelli no había turno de preguntas, se habían reunido en la sala algunos miembros del 15M, que han mostrado su indignación ante las conclusiones de Cottarelli mediante una pancarta y silbidos.


PD: escribiré más detalladamente sobre las ponencias en un proyecto para clase, el Blogersitario, que aparecerá próximamente anunciado en este blog. :)

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.